Románticos desesperados 3

Millais se da cuenta de que el patrocinio de Ruskin tiene un precio. Ruskin insiste en que Millais pinte a su bella y joven esposa Effie, que, como se puede ver, dista mucho de ser feliz. Ella le confiesa a Millais que después de cinco años de matrimonio aún es virgen.
Horrorizado, Millais se da cuenta de lo que se espera de él: a cambio del patrocinio de Ruskin, debe dormir con su esposa.

ETIQUETAS:

Compartir

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Leave the field below empty!