Arte de Rusia (2 de 3)

Andrew Graham Dixon explora cómo Rusia pasó de ser una nación feudal del exceso aristocrático a un semillero de la revolución a principios del siglo 20, y de cómo el arte pasó de ser un servidor del Estado a un agente de su destrucción.

Los artistas rusos luchan contra las imposiciones de la academia de orientación Europea y clasicista. Con el tiempo el arte Ruso empieza a encontrar su propia voz y pasa de los monumentos que celebran el absolutismo de los zares, desde el diseño y construcción de oro y brillantes palacios, a descubrir la abstracción de la mano de las pinturas duras y radicales de   . Se aproxima la Revolución.

Compartir

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.